No es nada nuevo que la economía criolla esta en franca desaceleración, corrección del mercado es lo que muchos economistas llamarían a lo que en estos momentos acontece en nuestra realidad económica.

 

La verdad es que Panama es un país caro y no es algo de lo cual sentirnos orgullosos, ya desde hace 10 años o más, el sector de Bienes raíces viene experimentando un aumento desmedido en los precios del metro cuadrado, esto se inicio hace 15 años, 3 años después de un bajón producido por la salida norteamericana del canal de Panamá, que dejo un vacío en la demanda por bienes inmuebles de arrendamiento, pero en 2003 impulsado por la especulación extranjera, especialmente llegada de España, se impulsó la construcción de casas de lujo, esto acompañado de la recomendación que se nos daba en el extranjero como excelente destino para retirados por nuestros económica economía hizo que hizo que nuestro sector construcción explotara.

 

Cinco años después en el 2007, nos llega casi como una bendición la caída del sector de bienes inmuebles norteamericano, hecho que arrastro la economía mundial y provoco que inversionistas buscaran donde proteger sus activos, Panamá, se convirtió en el lugar por excelencia para esto y ante el exceso de capital en el mercado, se facilito mas que nunca el acceso al crédito localmente, sumémosle a esto los inicios de la expansión canalera en el 2007 y tendremos como resultado un enorme movimiento de capitales a lo interno de nuestro país.

 

En el 2009 es electo como presidente Ricardo Martinelli Berrocal y con el se inicia un periodo de grandes inversiones públicas, los préstamos estatales y costos de estas obras, suman los billones de dólares, es en este momento, mas que nunca que nuestra economía crece y a tazas exorbitantes, llegando a tener un porcentaje del 12% de crecimiento anual, lo que nos colocaba en el primer puesto mundial.

 

Aun así, nuestro sector de bienes raíces seguía creciendo, ya en este punto éramos caros, el coste por metro cuadrado, ya era mayor que el de propiedades de iguales características en estados unidos, claro el coloso del norte estaba pasando por momentos económicos difíciles y era de esperar que la contracción en el sector inmobiliario bajara los precios.

 

Pero ¿Si éramos tan caros quienes compraban estas propiedades?

 

Ya en este punto Panama no era tan atractiva, ni para europeos ni norteamericanos, lo que salvo al sector de Bienes raíces fue el fuerte influjo migratorio de otros países de la región en especial de Venezuela, quienes escapando a su realidad económica y, o política vieron en Panama un refugio seguro, sumémosle el crisol de razas, una iniciativa gubernamental para regular a los extranjeros en nuestro país y tenemos el enorme crecimiento en extranjeros estableciéndose en nuestros país con la consabida demanda de propiedades para vivir o estableces negocios.

 

Con la entrada de un nuevo gobierno en 2014, presidido por Juan Carlos Varela, se detiene la enorme inversión estatal en proyectos de infraestructura, sumado a esto la culminación de la ampliación del canal en el 2015 y tenemos un enorme vacío en las inverciones en nuestro pais.

 

Con la mejora de la situación económica norteamericana el dólar se cotiza mucho más alto que antes lo que hace que nuestra economía dependiente del dólar se vuelva mucho más inaccesible, ya no somos tan interesante para el extranjero desde el punto de vista turístico y menos para que venga a vivir en Panamá por lo que se suma el sector hotelero a la desaceleración económica.

 

Es normal que ante excesos en toda economía se den desaceleraciones, esto hace que los precios bajen a niveles mas razonables, pero localmente disfrutaron algunos de una enorme y muy resistente burbuja en el sector inmobiliario, yo creo que nos falta mucho para tocar fondo y volver a ser atractivos para la inversión extranjera, mientras tanto los sectores con menores posibilidades económicas serán quienes mas sufran este proceso, nuestros gobernantes muy poco ayudan en esto, después de 15 años de otorgar subsidio tras subsidio a los sectores más desventajados, las arcas estatales no aguantan uno solo más, de hecho seria hasta sano deshacernos de algunos que o han sido fallidos o ya cumplieron su propósito, es insostenible que dediquemos mas de un billón de dólares anuales solo a este rubro, dejando áreas como la educación y acceso a servicios médicos casi abandonados.

 

En fin, Panama es caro y como ya dije no es nada de lo que debamos sentirnos orgullosos, ya en el 2010 ante los excesos en el gasto estatal y la mala planificación a largo plazo de nuestra económicos yo veía venir una desaceleración en el 2019, esta llego antes ante las malas decisiones tomadas por este gobierno, espero que como pueblo sepamos elegir bien quien ayude a rectificar el rumbo del país en las próximas elecciones, nos esperan al menos dos años de difícil situación económica antes de que todo mejore,ojala aprendamos de nuestros errores y que cuando repunte la economía la riqueza sea mas equitativa para todos.

 

https://impresa.prensa.com/economia/Sobreoferta-espacios-comerciales_0_5155734433.html

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *